Noticia | | 16-07-2021 | ±3 minutos tiempo de lectura

La moneda oficial de Omán es el rial omaní (OMR). Lea más información sobre esta divisa y las formas de pago del país para preparar bien su viaje y asegurarse de no tener problemas a destino. El visado Omán, sin embargo, puede pagarse cómodamente en euros.

La moneda del país: el rial omaní (OMR)

La moneda oficial de Omán es el rial omaní. Junto con el dinar bareiní y el dinar kuwaití, es una de las monedas de más valor del mundo. Un rial se divide en 1000 baisas y equivale actualmente a 2,19 €. Hay monedas de 5, 10, 25 y 50 baisas, y billetes de 100 y 200 baisas. También hay billetes de medio rial y de 1, 5, 10, 20 y 50 riales.

Cambiar euros o sacar dinero

Además de la posibilidad de cambiar dinero en el aeropuerto, Omán cuenta con un gran número de oficinas de cambio y bancos desde donde se puede cambiar euros a riales. Al ser una moneda de alto valor, se recomienda calcular un presupuesto y cambiar divisas de forma consecuente. Las oficinas de cambio ofrecen generalmente tipos de cambio más favorables que los bancos.

Los viajeros que quieran sacar dinero en Omán, deben saber que abundan los cajeros automáticos en todo el país. Antes que nada, a la hora de considerar la opción de sacar dinero en Omán hay que asegurarse que el banco no tiene bloqueado el uso de tarjetas bancarias fuera de Europa por motivos de seguridad. Así pues, primero hay que activar esta opción e informarse acerca de las comisiones por cambio de divisa para valorar si sale más a cuenta pagar con tarjeta o sacar dinero en efectivo a destino. A fin de evitar estas comisiones, también es recomendable hacerse con una tarjeta prepago gratuita.

Formas de pago en Omán

Aunque Omán es ciertamente un país caro en comparación con otras regiones y las estancias en alojamientos no son precisamente económicas, se pueden encontrar opciones baratas para comer por 5 € por cabeza. A modo informativo, el presupuesto diario por persona con estancia en un hotel de precio medio y alquiler de coche es de unos 200 €, y puede llegar a los 400 € para estancias en hoteles de precio alto.

Además de contar con efectivo para pagar viajes en taxi y compras más pequeñas del día a día, es muy habitual pagar con tarjeta. Por este motivo, la mayoría de las principales tarjetas de crédito (siendo Visa y MasterCard las más comunes) se aceptan en los hoteles, restaurantes y otros establecimientos. Cabe destacar que AmericanExpress también es generalmente aceptada, en algunos hoteles y restaurantes se cobra un recargo del 5 % por usarla. También hay que tener en cuenta que para múltiples transacciones con tarjeta en ocasiones se solicita el pasaporte, por lo que se recomienda llevarlo consigo a pesar de ser una recomendación aplicable en cualquier caso para los extranjeros.

Dejar propina no es una práctica extendida y no suele ser habitual en los establecimientos pequeños. Sin embargo, se recomienda dejar un 10 % del valor total en los restaurantes, así como dar 1 rial a los botones de los hoteles. La propina en los taxis y para el servicio de limpieza son opcionales.

Pagar el visado Omán

Para viajar a Omán se necesita un visado. Desde inicios del 2018 ya no es posible solicitarlo a la llegada, por lo que el visado Omán debe tramitarse por internet. El visado de turista se presenta en tres variantes: de entrada única (o “single entry” en inglés) para una estancia de hasta 10 días, de entrada única para una estancia de hasta 30 días, y de múltiple entrada para varias estancias de hasta 30 días durante un año a contar desde su aprobación. El precio del visado Omán varía en función del tipo que se escoja.

En esta página web puede solicitar su visado Omán rellenando el formulario de solicitud digital correspondiente. Tras abonar el coste del visado de turista escogido, que se puede pagar en euros de forma segura y sin gastos de transacción, se procesará su solicitud. Una vez aprobada tras una media de 1 semana, recibirá el visado por correo electrónico. Deberá imprimirlo y presentarlo junto con el pasaporte a su llegada a Omán.