Kenia es uno de los destinos más populares de África, probablemente debido a sus maravillas naturales. Este país de 54 millones de habitantes tiene una superficie similar a la española. En este artículo encontrará más información sobre la historia, la cultura y las atracciones turísticas que ofrece de Kenia.

Kenia es un destino popular para ir de safari debido a su salvaje naturaleza y el gran número de animales que pueden observarse en ella. No solo hay muchas cosas que ver en sus muchos parques naturales, sino también fuera de ellos. Algunos ejemplos interesantes son las ciudades de Nairobi, Kisumu y Mombasa.


Datos y cifras

Lenguas oficiales Inglés y suajili
Población 54 millones (2022)
Capital Nairobi
Moneda Chelín keniano (KES)
Diferencia horaria 3 horas (2 horas en verano)
Tiempo de vuelo 9 horas
Electricidad 240 voltios, 50 Hz
Enchufes Tipo G (Es necesario llevar un enchufe de viaje)
Agua corriente No potable
Visado Es necesario un visado Kenia (eTA)

Mapa

Kenia se sitúa en la costa este de África y limita con cinco países: Somalia al este, Etiopía al norte, Sudán del Sur al noroeste, Uganda al noroeste y Tanzania al Sur. Kenia también limita con el océano índico al sureste y al suroeste con el lago Victoria, el lago de agua dulce más grande de África y el segundo más grande del mundo.

Debido a que el noreste del país está compuesto principalmente por zonas áridas y desérticas, la gran mayoría de la población vive en el sur y suroeste del país. Las principales ciudades de Kenia son la capital, Nairobi, al sur, y la ciudad portuaria de Mombasa, en el sureste.


Historia

La Kenia prehistórica
Kenia es una de las zonas del planeta que ha estado habitada por el hombre desde hace más tiempo. Fósiles humanos con más de 4 millones de años de antigüedad, hallados al norte del país, indican la presencia de primitivos asentamientos humanos. Además de evidencias físicas de su presencia, estos antiguos habitantes dejaron igualmente otro tipo de huellas. Algunos ejemplos son el cementerio más antiguo (de unos 80 000 años de antigüedad) y la red de comercio más antigua del mundo (de unos 300 000 años). Las pinturas rupestres más antiguas de Kenia datan de alrededor de 2 000 años antes de nuestra era. Por supuesto, todos estos restos no pertenecen a un grupo homogéneo. La Kenia prehistórica estuvo probablemente habitada por cientos, sino miles, de tribus diferentes, cada una de ellas con su propia lengua y costumbres. Esto cambió con la llegada del pueblo Bantú. Este pueblo emigró a la zona donde se sitúa la Kenia actual alrededor del año 1 000 antes de Cristo. Esto causó un gran cataclismo durante el cual muchos de los habitantes originales de Kenia fueron expulsados o asimilados por los Bantúes. Incluso hoy en día, los Bantúes siguen siendo la etnia dominante en Kenia.

El auge del suajili
Los primeros europeos para visitar la costa de Kenia fueron los exploradores portugueses. En 1505, los portugueses tomaron la isla de Kilwa, situada en la costa de lo que hoy es Tanzania. Esto supuso el principio de la colonización europea de África oriental. En 1593, los portugueses se establecieron en el interior de Kenia, e iniciaron la construcción de Fort Jesús en lo que hoy es Mombasa. La mayor amenaza para los portugueses eran los árabes que llegaban desde Omán, que asediaban las fortalezas portuguesas, ya que la injerencia europea amenazaba sus intereses culturales.

Los omaníes consiguieron expulsar a los portugueses a lo largo de la primera mitad del siglo XVIII. Posteriormente, establecieron rutas comerciales con el interior de África, que pusieron en contacto a un mayor número de africanos con la economía global. Aunque era difícil obtener el control real sobre el interior, las regiones costeras pasaron a estar cada vez más bajo el dominio de los sultanes omaníes. Estos se enriquecieron gracias a nuevas plantaciones y a través del comercio de esclavos con Europa. Durante este periodo, Omán tuvo una gran influencia sobre las ciudades costeras de Kenia en lo que se refiere a arquitectura y cultura. Además, muchos suajilis en la Kenia contemporánea afirman ser descendientes de estos primeros colonos árabes.

El dominio británico y la lucha por la independencia
Durante el siglo XIX, muchos exploradores europeos viajaron al interior de África con la intención de establecer mapas de los nuevos territorios y convertir la población al cristianismo. En 1895, los británicos incorporaron gran parte de África oriental al Imperio británico. El Gran Rift y las montañas colindantes de Kenia fueron declaradas un área segregada donde únicamente se permitía vivir a los blancos. Los británicos también construyeron una línea de ferrocarril hacia lo que hoy es Uganda, utilizando para ello a emigrantes Indios.

El gran valle del Rift en KeniaEl gran valle del Rift, un paisaje natural creado por la colisión de placas tectónicas, se extiende a lo largo de Kenia.

A principios del siglo XX, aparecieron por primera vez movimientos de resistencia contra los europeos. Durante los años 20 y 30, las autoridades británicas prohibieron varias organizaciones anticoloniales. Durante la Segunda Guerra Mundial, miles de kenianos fueron llamados a filas para servir en el ejército británico. Tras sus servicios, estos soldados exigieron una mayor representación política, que fue lentamente, pero con seguramente que condujo a la reivindicación de la independencia. Durante la revuelta Mau Mau, entre 1952 y 1960, parte de la población keniana se rebeló contra los dirigentes europeos. Sin embargo, esta revuelta fue brutalmente sofocada. Muchos de los insurgentes fueron aprisionados en campos de concentración, donde fueron torturados de forma sistemática. A pesar de la derrota militar, los políticos kenianos locales continuaron luchando por la independencia del país. Finalmente, en 1963, Kenia se separó oficialmente del Imperio Británico y se hizo independiente.

La Kenia moderna
Bajo el liderazgo del presidente Jomo Kenyatta, el país consiguió convertirse en una superpotencia en África oriental. Kenyatta intentó mejorar las relaciones entre las poblaciones blanca y negra, extender el estado del bienestar e implementar políticas capitalistas. En 1969, prohibió los partidos políticos de la oposición, haciendo de Kenia un estado con un solo partido político. El gobierno fue acusado con frecuencia de corrupción y nepotismo. A partir de 1992, se volvió a permitir el pluripartidismo.

El sistema político keniano refleja claramente la gran diversidad étnica del país. Los diferentes grupos de población siempre han competido por tener influencia. Durante las elecciones presidenciales de 2007, el sistema político de Kenia fue cuestionado. Las irregularidades en las elecciones provocaron dudas sobre quién había sido el ganador, lo que provocó protestas a través del país. Las elecciones siguen causando incertidumbre política en el país, pero a pesar de ello, Kenia es hoy en día una democracia que funciona razonablemente bien.


Cultura

Kenia tiene más de 100 grupos técnicos diferentes. La mayoría pertenecen al pueblo Bantú, originario de áreas de África meridional. Sin embargo, también hay numerosos grupos con otros orígenes, como los pueblos Nilóticos, en la región del sur del Nilo. También hay grupos minoritarios de origen europeo, indio o árabe. Como consecuencia de ello, más que una cultura uniforme es un crisol cultural.

Uno de los grupos de población más conocidos de Kenia son los Masáis, en parte probablemente porque viven cerca de reservas naturales y parques nacionales populares entre los turistas. Este grupo de población vive en el norte, centro y sur de Kenia y se caracteriza por su original indumentaria, sus joyas y su modo simple de vida.

Aunque muchas personas en Kenia se fueron convirtiendo gradualmente al Islam durante la Edad Media, este proceso cambió radicalmente con la llegada de los gobernantes europeos. A través de los misioneros británicos y alemanes, muchos kenianos fueron convertidos al cristianismo. Actualmente, al menos un 85% de la población profesa la fe católica, alrededor de un 10% de los kenianos son musulmanes y también hay numerosas personas que profesan una religión animista.

El plato no oficial de Kenia es el nyama choma, que consiste en carne a la brasa de cabra, oveja o ternera, y se come con los dedos.


Clima y naturaleza

Kenia es un país enorme con un clima muy diverso. La mayor parte de Kenia tiene un clima cálido y desértico (especialmente en el norte y noroeste), y un clima cálido de estepa (especialmente en el sureste). En el suroeste, el clima es tropical. En la costa el clima es cálido y húmedo, y es ahí donde caen más precipitaciones a lo largo del año. Cuanto más se viaja hacia el interior de Kenia, más seco es el clima. Kenia tiene dos desiertos; uno en el suroeste (desierto de Nyiri) y otro al norte (desierto de Chalbi). Como el ecuador atraviesa el centro del país, no se puede hablar de estaciones tradicionales. Sin embargo, hay estaciones lluviosas, especialmente desde finales de octubre a diciembre, y desde marzo a mayo. Especialmente en el oeste y en el sur, puede llover con intensidad durante este periodo, de modo que si se desea visitar estas zonas, es recomendable planear el viaje en otro momento.

La zona de Kenia central y oriental se caracteriza por los increíbles paisajes del Gran Rift. Esta zona se formó hace millones de años, como resultado de la colisión de tres placas tectónicas. Las montañas de esta zona tienen una altitud entre los 400 y los 1800 metros. Entre ellas se pueden encontrar docenas de lagos y bosques, cada uno de ellos con un ecosistema único. Esta área está habitada por cientos de especies animales diferentes, como leones, elefantes, rinocerontes, jirafas y cebras.

En Kenia oriental, cerca de la frontera con Uganda, se encuentra la selva Kakamega, la zona selvática más grande de África oriental y la única selva tropical de Kenia. En la estación de lluvias, pueden caer en ella hasta 22 centímetros cúbicos de lluvia al mes. El norte y noreste del país están cubiertos por una amplia zona seca. Al norte se encuentra el desierto Chalbi, hogar de una significante población de elefantes africanos.

Esta diversidad de flora y fauna es la principal atracción de Kenia. Desafortunadamente, la agricultura intensiva, la deforestación y la polución industrial constituyen una gran amenaza para ella. Prueba de ello es que las poblaciones de elefantes, jirafas y rinocerontes negros, entre otros, se han reducido de manera significativa en las últimas décadas. Aun así, hay buenas noticias. Las políticas contra la caza furtiva del gobierno han tenido éxito en los últimos años en lo que concierne a la protección de muchas especies animales.


Temperatura media en Nairobi durante el año

Mes Temperatura media máxima en °CAvg. max. temp. in °CTemperatura media mínima en °CAverage min. temp in °C
enero 25 12
febrero 26 12
marzo 26 13
abril 24 14
mayo 23 13
junio 22 11
julio 21 10
agosto 21 10
septiembre 24 11
octubre 25 13
noviembre 23 13
diciembre 24 13

Un guepardo en el Masai MaraMuchos turistas van de safari a Kenia para ver a los Cinco Grandes, ya que estas cinco especies se pueden ver en el país.


Qué ver en Kenia

Kenia tiene mucho que ofrecer, desde las zonas desérticas al norte hasta las playas de arena blanca del suroeste y algunas de las más espectaculares reservas naturales del mundo en el interior. Estas son cinco de las atracciones más interesantes que ver en Kenia:

La reserva natural Masái Mara
Se trata de una de las reservas naturales más famosas del mundo. Principalmente debido a la impresionante migración estacional de dos millones de animales (principalmente de ñúes), esta reserva es una popular atracción turística. En octubre, estos animales emigran hacia el sur debido a la sequía que hay en el norte. En abril, vuelven a emigrar hacia el norte. Los turistas pueden recorrer estos maravillosos paisajes en jeep acompañados de un guía. Alojarse por una noche con los Masáis también es una opción.

El lago Nakuru
El lago Nakuru, en el centro de Kenia, fue declarado sitio patrimonio de la humanidad por la UNESCO en 2011. Debido a la gran cantidad de algas presentes, el lago atrae a miles de flamencos. A pesar de que el lago y el parque nacional que lo rodea son muy famosos debido a esta gran población de flamencos, hay muchas otras especies animales que se pueden admirar en esta zona, desde babuinos hasta rinocerontes blancos y negros. En Baboon Cliff, es incluso posible ver de cerca a los babuínos.

Monte Kenia
Monte Kenia se sitúa exactamente sobre la línea del ecuador, en el centro de Kenia. Es la montaña más alta del país y la segunda más alta de África después del Kilimanjaro, situado en Tanzania. La mayoría de los turistas van al parque nacional de Monte Kenia para escalar la montaña, pera la zona también es apropiada para hacer un safari. Si subir al Monte Kenia figura en su itinerario de viaje, es recomendable reservar al menos tres días para escalar el monte. De este modo, su cuerpo se podrá habituar a la diferencia de altura y será posible evitar el mal de altura.

Malindi
Malindi es una ciudad situada en la costa este de Kenia. Es el lugar en el cual el explorador Vasco da Gama desembarcó en 1498. Desde esa fecha, los portugueses controlaron la ciudad durante más de un siglo y medio. Hoy en día Malindi es principalmente conocida por sus playas y arrecifes de coral. Los turistas visitan la ciudad principalmente si quieren bucear o relajarse en la playa.

Nairobi
La capital de Kenia no puede faltar en esta lista. Nairobi es el punto de partida ideal para aquellas personas que viajan a Kenia para hacer un safari. Sea donde sea el Safari, normalmente se organiza desde la capital. Además, la ciudad también tiene mucho que ofrecer desde el punto de vista cultural. Por ejemplo, hay muchos museos que ponen de relieve la historia de Kenia. Además, numerosos edificios históricos de los tiempos coloniales pueden admirarse todavía en esta ciudad.

La puerta del infierno en KeniaHell’s Gate (la Puerta del Infierno) es el único parque nacional de Kenia que puede ser atravesado en bicicleta. ¡Cuidado con los leones!


La economía de Kenia

Kenia es la tercera economía más importante de la zona sub-sahariana. El país cuenta con una industria activa, y con muchas inversiones extranjeras. Un ejemplo es la renovación de la principal línea ferroviaria del país en 2017, gracias a la ayuda de inversores chinos. Esta línea de ferrocarril comienza en Mombasa y se adentra en el interior del país, conectando el puerto de Mombasa con el interior, lo que permite al país mayores oportunidades para desarrollarse económicamente. Incluso así, un 75% de la población sigue dedicándose al sector agrícola. Además de la industria y de la agricultura, el turismo es una importante fuente de ingresos para muchos kenianos. Una gran parte de la población sigue viviendo, aun así, por debajo del nivel de pobreza.

La moneda keniana es el chelín keniano (KES). El valor más bajo en uso de la moneda es de 50 céntimos. También hay monedas de 1, 5, 10, 20 y 40 chelines. Los billetes tienen formato de 50, 100, 200, 500 y 1 000 chelines. En algunas zonas turísticas de Kenia, es también posible pagar en dólares o incluso en euros, aunque se prefieren los chelines. Debido a que los cajeros automáticos escasean en la capital, es recomendable retirar los suficientes chelines cuando se encuentra uno.

NairobiVista de Nairobi, la capital de Kenia


Salud y seguridad

De manera general, Kenia es un país seguro. Bien es cierto que presenta una serie de riesgos. Es mejor evitar reuniones o manifestaciones de tipo político, y tampoco visitar el este del país, cerca de la frontera con Somalia, ya que no es un área segura. Además, no es recomendable caminar por la calle después del anochecer, llevar mucho dinero encima ni vestir ropas caras. De este modo, se reducen las probabilidades de ser víctima de un ataque. Si forma usted parte de la comunidad LGBTQI+, es recomendable que no haga ostentación de ello en público, ya que la homosexualidad es ilegal en Kenia.

Tenga en cuenta que el agua corriente en Kenia no es potable. Además, es recomendable verificar con su médico de familia qué vacunas se recomiendan para ir a Kenia.


El visado Kenia

Los viajeros de nacionalidad española deben estar en posesión de un visado o una eTA en vigor a su llegada a Kenia. Los menores también deben tener una autorización de viaje válida. La eTA para Kenia se puede solicitar fácilmente a través del formulario de solicitud online de este sitio web. Solicite su visado a tiempo, preferiblemente una semana antes de su viaje.
Solicite ya su visado Kenia

e-Visado.es es una agencia de visados comercial y profesional que ayuda a los viajeros a obtener, entre otros, el visado para Kenia. e-Visado.es actúa como intermediario y no forma parte de ningún gobierno. Es también posible solicitar el visado directamente ante las autoridades de inmigración (52,53 USD por visado, a través de www.etakenya.go.ke). Sin embargo, no podrá contar con asistencia en español. Si hace su solicitud con e-Visado.es, nuestro servicio de atención al cliente estará a su disposición 24 horas al día, 7 días a la semana. Además, revisamos manualmente su solicitud, así como todos los documentos presentados antes de enviarlos en su nombre a las autoridades de inmigración. Si sospechamos que su solicitud presenta errores u omisiones, nos pondremos personalmente en contacto con usted lo antes posible, para asegurarnos de que, a pesar de ello, su solicitud pueda ser procesada rápida y correctamente. Para hacer uso de nuestros servicios, usted paga 52,53 USD en costes consulares, que nosotros abonamos en su nombre al servicio de inmigración, así como 16,53 €, IVA incluido, por gastos de gestión, como remuneración por nuestra mediación. Nuestros servicios han evitado grandes problemas a muchos viajeros durante sus viajes. Si, a pesar de nuestra asistencia y servicio de verificación, su solicitud es rechazada, le reembolsaremos la totalidad del importe de su compra (a menos que otra solicitud de visado Kenia ya haya sido rechazada anteriormente). Obtenga más información sobre nuestros servicios.